White void text

Reportajes

Según un trabajo publicado en JAMA Internal Medicine, si hacemos la compra con sensación de hambre tendemos a adquirir productos más calóricos lo que, a la larga, nos puede hacer aumentar de peso.

Un reciente estudio asocia la obesidad con el hecho de acudir a la compra en ayunas, una circunstancia que afecta más a las mujeres que a los hombres, puesto que ellas están con más frecuencia a cargo de las labores del hogar. El citado estudio argumenta que comprar con el estómago vacío y con hambre induce a elegir alimentos poco saludables. Los expertos que estudian el comportamiento alimentario advierten de que se hace una mayor ingesta de alimentos cuando se tiene sensación de hambre.

 

Las calorías vacías se encuentran en aquellos alimentos que, sin aportarnos una cantidad relevante de nutrientes, nos proporcionan un elevado número de calorías.

Los profesionales de la nutrición utilizamos con frecuencia expresiones técnicas que a menudo son desconocidas por el público general, la denominación "calorías vacías" podría ser una de ellas. Cuando empleamos este término hacemos referencia a aquellos alimentos que, sin ser una fuente relevante de nutrientes, nos aportan una cantidad importante de energía, por lo que su consumo debería moderarse al máximo si queremos evitar problemas de exceso de peso.